Una aventura por las vías del tren

Martín Honorio Pueyrredón, es un aventurero de 85 años que se recibió de ingeniero industrial en la UBA (Universidad de Buenos Aires), se crió en el campo, fue fumigador, limpió casas en San Francisco y se jubiló después de 25 años. Viaja en bicicleta por las montañas, incluso Bariloche, donde estuvo cuando tenía 18 años. Un aventurero en la Patagonia y en otros lugares de la Argentina.

Martín protagoniza de los documentales Plan C-14 I y Plan C-14 II en donde se lo ve recorriendo el Viaducto de la Polvorilla por donde pasa el Tren de las Nubes en Salta

Plan C-14 II se proyectará para todo el público a partir de este mes de septiembre y es el resultado de una odisea de ocho días en 2016 que realizó en homenaje a su amigo fallecido, Mariano Petrone (con quien viajó en 2005).

Su fanatismo por la bicicleta nació ya entrados a sus 70 años. La usaba para ir a trabajar luego de que le robaran caballos de la quinta en la que vive en Villa Rosa, provincia de Buenos Aires.

Los últimos tres veranos viajó con su hijo a la Patagonia –primero a Esquel, después a San Martín y este año a Bariloche para realizar el Circuito de los Siete Lagos- durmiendo en campings, casas de mapuches o algún paraje pero siempre con su mochila, una carpa y su bicicleta.

Martín Honorio Pueyrredón es un hombre inspirador por su historia, además de ser uno de los nietos del político argentino del mismo segundo nombre y apellido.